Técnicas mixtas

Con las técnicas mixtas, se auna lo mejor de las secas y las húmedas para poder combilarlas y crear otros efectos.
 
Por ejemplo, todos los medios secos son compatibles entre ellos y presentan propiedades comunes: trabajo gráfico o atenuado, eventual dilución... Y lo mismo sucede con las técnicas a base de agua: acuarela, gouache, aguada con tonta o pastel, etc.
 
Pero tambien es posible mezclar ambas para aprovechar las ventajas de cada una, como combinar el óleo con acrílicos según el objetivo, pastel con gouache o incluso los lápices de color acuarelables con pinceles de agua.
 
  •